El Lujo, Legado y Tradición de una Alfombra de Lana Hecha a Mano

Sala con tapete de lana

Nuestras alfombras y tapetes son 100% lana de oveja, sin mezclas, sin tintes y tejidas en telar artesanal. Cada metro de alfombra hecho a mano por nuestros artesanos es único, exclusivo y fiel a una tradición. Consciente, ecológico y sostenible.

.

Blanco Natural

Alfombra de lana blanco natural

..

Chivo Negro

...

Gris Natural

Tapete de lana gris natural

01

Asesoría

Ofrecemos atención personalizada en su domicilio o lugar de trabajo, donde tendrá contacto directo con el producto mediante muestras físicas de nuestras alfombras. Atentos a sus necesidades, tomamos medidas del lugar y contemplamos los elementos necesarios para personalizar su alfombra o tapete.

02

Confección

Con nuestras manos creamos con cuidado y esmero un lujo que no encontrará en un producto fabricado de manera industrial. Trabajamos con pura lana de oveja, con materiales naturales y eco-responsables. Producimos nuestros productos bajo pedido y sobre medida.

03

Instalación

La instalación que ofrecemos como parte de nuestro servicio está a cargo de personal especializado y con experiencia en alfombras de lana. Entregamos acabados de calidad y duraderos. Nuestras alfombras cuentan con tratamiento antipolilla.

Telar de Madera

:

Acerca de nosotros

Desde hace más de 55 años tejemos de manera artesanal alfombras y tapetes de lana de alta calidad y larga duración, ofrececiendo a nuestros clientes un servicio integral basado en calidad, honestidad y cumplimiento.

Nuestra carta de presentación registra: el buen testimonio y la confianza de reconocidos arquitectos, decoradores de interiores, artistas y empresarios tanto nacionales como extranjeros; así como, la oportunidad de llevar nuestro producto a magníficas construcciones y singulares espacios en Aposentos, La Pradera de Potosí, Bosques De Pinos, Los Pinos Polo Club, Portal del museo, entre otros.

Tapete de Lana Chivo negro

Las alfombras y tapetes de lana de oveja proveen multiples beneficios a quienes las usan y saben cuidarlas adecuadamente. Aunque demandan una inversión inicial, mejoran la calidad de vida de los que las usan sabiamente. Además:

Su uso en su mayoría en zonas frías, se debe a la capacidad termorreguladora que posee la lana, ésta conserva el calor cuando hace frío y permanece fresca cuando hace calor. Además, aisla de las bajas temperaturas del suelo.

Mejoran la calidad del aire. El polvo, alérgenos y otros contaminantes que respiramos, tienden a quedar atrapados en la fibra, evitando que al caminar se levanten, hasta que el aspirado frecuente elimine estos residuos.

Profesionales coinciden en señalar que las alfombras acolchadas reducen la fatiga de pies, piernas, espalda y articulaciones debido a que amortiguan el impacto que se produce al caminar sobre ellas.

Su superficie antideslizante reduce el riesgo de resbalones, entretanto, su suavidad y capacidad de absorción disminuye el impacto de caídas y golpes.

A diferencia de lo que sucede con las fibras sintéticas, la lana es un material ignífugo, auto-extinguible e importante a la hora de planificar la seguridad de su hogar, es una fibra natural que no favorece la combustión, e impide que la llama se propague facilitando el control del fuego.

Un piso alfombrado absorbe y bloquea en más de 20 decibeles el ruido de golpes, pasos o cualquier otro sonido molesto. A la vez que crean un ambiente perfecto para los amantes de la música o el cine, permitiendo un sonido equilibrado y armónico.

La calidad y elegancia de una alfombra o tapete de lana, dota de personalidad y estilo el diseño interior de cualquier espacio. Una alfombra de lana Blanca (beige) da luz y amplitud a una habitación. Mientras que un tono oscuro como el Chivo negro, envuelve el ambiente y lo hace mas acogedor.

En otras palabras, calidad y duración. Las alfombras de lana tienen una resistencia y durabilidad notable. En la confección artesanal se eligen materiales de alta calidad y se pone especial cuidado a cada una de las etapas de producción.

Una alfombra de lana envejece con estilo. Si bien es más costosa que otros tipos de revestimiento, es una excelente inversión a largo plazo.

La lana es un material eco-responsable, un recurso natural renovable, no contaminante y cosechado en forma sostenible. Un proceso de confección artesanal necesita menos energía que una fabricación en masa. Además, todos los materiales naturales empleados son nacionales, reduciendo en número de recorridos y valores contaminantes en la importación de los mismos.

Un objeto hecho a mano cuenta su propia historia, permite conocer los orígenes y las raíces de una cultura. Un producto artesanal es el testimonio de un oficio tradicional y de una técnica ancestral. Es una creación que tiene un valor no solo funcional, sino emocional.

Cuando adquirimos una alfombra artesanal, no solo ayudamos a conservar la riqueza cultural de nuestro país, sino que apoyamos a toda la cadena de artesanos que participan en el largo proceso involucrado en la creación de este producto.

Si desea adquirir alguna de nuestras alfombras o tapetes de lana, solicitar una cotización, o simplemente tiene alguna duda; contáctenos, con gusto le atenderemos.

Bogotá – Colombia